Lo indeclinable y cursi

Cómo me gusta el formato de WordPress, la letra de la caja de diálogo es sensacional, algo parecida a la courier pero  un tanto más altiva y no tan separada entre sí. WordPress alimenta mis esperanzas por publicar, acción que también me convierte en un auténtico cursi, ergo  wordpress desnuda mis segundas intenciones, saca a la luz mi caracter volátil y lisonjero, en resumidas cuentas: soy un completo desastre. Pero nada de auto compasión. Mi vida tiene ribetes de variada calaña. Hay veces que soy intelectual y no puedo dejar de pensar en cómo expresar la idea que me persiguió toda la noche, diagramo estructura de novelas, concibo cuadros con tramas perfectas, me deleita la poesía. Otras veces,  ahh que cambiante es mi vida, camino por senderos de espinos, me arremeten corrientes oscuras por todos los flancos. Por las noches no quiero dormir por temor a las pesadillas. En esos períodos mueren personas conocidas. Y como llega se va un buen día para dar lugar a otra fase de mi personalidad. Aprendí que no soy un individuo con múltiples personalidades como me dictaminó un antiguo psiquiatra, soy muchas personas. No acabo de catalogar nunca mis nuevas formas. Muto permanentemente. En un cuaderno hago anotaciones, intento clasificar, ahora que lo pienso, esa es otra de mis personalidades: el clasificador que reúne datos. No sé que tendrá de cierto lo de la lógica dialéctica, para esa disciplina A=B=C por lo tanto A=C no va, A nunca va a ser igual a C como tampoco tendría que ser  igual a B. En esa lógica entraría mi mutante vida que ineludiblemente se dirige a lo que vinimos a este mundo, un camino hacia la transformación y huida del cuerpo que nos aprisiona. Descubrí con asombro que llevo más de 15 cuadernos con anotaciones severas sobre mi personalidad, cada apunte tiene un cariz diferente. También llevo en la portatil una serie de fotos que tomé de mi  rostro al levantarme. Puedo apreciar mi pérdida de cabello, marcas en la cara, espacios de piel que antes se notaban tersos ahora toman otro tono o tienden a perder tensión. Las canas en mi bigote y barba no necesitan fotos para revelarse.

4 pensamientos en “Lo indeclinable y cursi

  1. Ud no publica porque no quiere, don Mario. Calidad le sobra y material seguro que también. A no ser que sea de la misma familia que Ever y dilapide su talento en prosas de circunstancia y postergaciones indeterminadas.
    Le mando un abrazo.

  2. Ud. no me va a creer pero el material que tengo es disperso e impublicable. De igual modo el texto de arriba es ficción, le aclaro que no estoy loco y mis personalidades a lo sumo suman 3: el bueno, el malo y el feo, jo.
    gustazo que pase, saludos

  3. Mario

    Ya te pareces a mí: volviste a cambiar de plantilla; me gustó mucho este nuevo modelo (a ver cuánto te dura, jajá).

    “Otras veces, ahh que cambiante es mi vida, camino por senderos de espinos, me arremeten corrientes oscuras por todos los flancos. Por las noches no quiero dormir por temor a las pesadillas.”

    Esta parte, en especial, te quedó magnífica… como de relato de terror/misterio.

    Un saludo bajo la canícula defeña (defeño: oriundo del Distrito Federal)

  4. Hola Marichuy: si, me quedó de terror. Eso de defeño si que es una novedad.Reacio a las plantillas oscuras esta me encantó, creo que me va a durar un tiempo largo. Te cuento que puse en funcionamiento las plantillas que me mandaste en un enlace, están copadas pero se te borran varias cosas.
    saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s