Fracción

Intento mirar a través de la ventana como el viento arrastra las bolsas de nylon en la plaza mientras sigo tumbado en la cama con el volumen de cuentos en el pecho, la mirada puesta en una de las canaletas del machimbre, aureolas, humedad.  No hubiera sido difícil haberme levantado, decorrido la cortina, echar un vistazo al paisaje real de la plaza azotada por el viento. Los árboles se conceden un poco de protección entre sí. Están los favorecidos, a salvo de las ráfagas que llegan frías desde el río, los constituidos de duro ramaje que soportan cualquier tipo de sacudimiento. Desde mi punto de vista,  estoy en la cama, con el oído puesto en el sonido del viento, imagino el paisaje, rememoro la ocasión en la que crucé la plaza por la vía embaldosada, en diagonal, hasta el negocio iluminado por tubos fluorescentes,  compré un trozo de queso y dos sanguches de miga que había debajo de una campana transparente. Pienso,¿ comí, compré los sanguchito de miga?  Por momentos el viento sigue sacudiento todo lo que sea lámina metálica. Un soporte de hierro y unido a él, perpendicular a la pared, un cartel de Bonafide, que chilla porque el viento azota el rectángulo de chapa cuando fricciona los goznes. La calle  gana en sonidos de estructuras: carteles, portones, puertas, rejas, mallas, chapadur, maderas, huecos silbadores. El oído reconoce entre todos los ruidos, aquellos producidos por objetos duros y blandos y va confeccionado un mapa del peligro, porque aún no imaginó el bamboléo de los cables, las cuerdas oscuras sumamente peligrosas con sus voltajes y chispas. No es bueno, mejor regresar a la lectura, al episodio de la casa, en un pueblo con río.

2 pensamientos en “Fracción

  1. Mario

    Mientras te leía (el clima del día de hoy, ayuda), sentí el viento soplando con fuerza y ladeando los árboles, Vi como las basuras menos pesadas eran arrastradas por el aire… y luego sentí frío (acá en el DF tenemos algún frente frío u huracán o ya no sé qué; la cosa es que hace frío, está nublado y el viento sopla con fuerza).

    Saludos

  2. No me digas que no es loco, un blog con un solo lector, tu.
    te agradezco la buena onda y admiro tu capacidad de tiempo para construir tus blogs, actualizarlos, seguirlos y además comentar en otros. geniaaaa¡¡¡¡

    saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s